14 de marzo de 2017

80 años de la Cerveza en lata #Inventos #Beer



La historia resumida es así: Por la década de los 20', un inmigrante alemán, Gottfried Krueger, abrió en Richmond, Virgina (EEUU) su cervecería que comenzó a tener éxito con las Krueger Breweries.

En esa época no se podía vender más allá de un radio de 50 kilometros, dado que se usaban envases retornables y por lo tanto no se podían alejar demasiado de su productor. Las latas eran una alternativa interesante, considerando que cabían casi el doble de latas en un camión y también en una refrigeradora. 

Coincidentemente, la empresa de envases "American Can" investigaba con un producto similar. Debido a que la cerveza reacciona con el metal, primero había que desarrollar una capa de barniz interno que no afectara al sabor. También la presión por el gas contenido en la bebida constituía un desafío para los fabricantes de latas. Pero no por mucho tiempo: en 1933, el cervecero Brauer hizo probar por primera vez a dos mil amantes de la cerveza su Krueger's Special Beer.

Finalmente, el 24 de enero de 1935 la cerveza en lata llegó al mercado (en la foto de ABCCA). Y fue un gran éxito: a fines de ese año se habían vendido 200 millones. Como es costumbre para este tipo de productos, las latas originales ahora tienen un gran valor, encontré alguien que ofrece $ 50,000 por una de estas lata en buenas condiciones, no sé si será broma.

La lata de 0,33 litros se fabricaba entonces con hojalata y pesaba 100 gramos. Actualmente, una lata de cerveza pesa menos de un cuarto de ese peso y en general es de aluminio. Las latas de cerveza se fabrican mediante el sistema de embutido-estirado. Este ofrece una menor resistencia al apilamiento que la lata en tres piezas (que se usa en conservas por ejemplo). Por ello, se suele utilizar para envasar bebidas de productos carbonatados (cerveza, refrescos, etc.). En ellos, es el propio gas el que crea presión interna al envase aportando resistencia al mismo.

Originalmente, la lata de cerveza no se abría con una argolla. Antes de calmar la sed, se necesitaba abrir el envase valiéndose de una herramienta (una llave en forma de iglesia). Así, el estadounidense Ermal Fraze, que estaba de picnic en 1963 con su familia y carecía de la llave con forma de torre de iglesia", se vio obligado a abrir la lata en un parachoques. Y tras tomar un trago se le ocurrió una idea: una tapa con una argolla integrada para tirar, que se conoce como el sistema stay-on tab.

Fraze patentó su invento y la lata no dejó de cosechar éxitos: actualmente, en todo el mundo las cervezas son vendidas en un 30 por ciento en lata.



Las latas en sí tienen un gran número de ventajas como por ejemplo:
- ligereza
- protección del contenido, en ese sentido vale resaltar que la luz puede afectar a la cerveza y estar en un recipiente opaco permite conservarla mejor.
- rapidez de enfrimiento
- resistencia a la rotura
- inviolabilidad
- escaso volumen
- reciclabilidad (la lata es reciclable tanto por los sectores del acero como del aluminio; sin embargo, a día de hoy la tasa de recogidas es muy inferior a la de otros materiales como el papel y cartón)
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...